¿Qué son los deportes de combate?

En la actualidad hay una veintena de deportes de combate. Las disciplinas se presentan en diversas variedades para adaptarse a todos los perfiles y necesidades de los deportistas. Sólo en el boxeo, por ejemplo, hay varias variantes. Antes de elegir tu deporte o la actividad extraescolar de tus hijos, infórmate de las diferentes posibilidades.  

Nunchaku: para el estilo y para la lucha 

Tanto si es un principiante como un artista marcial profesional, el nunchaku es una buena idea para un deporte de combate. Es un arte marcial apreciado tanto por su estilo como por su potencia. Además del nunchaku autónomo, sí puedes hacer KATA si eliges bien tu accesorio.  

Los especialistas en nunchaku te ofrecen cursos si quieres aprender lo básico o mejorar tus habilidades en esta disciplina. Los cursos están abiertos a jóvenes y mayores.  

Judo: para la disciplina 

Siguiendo con la tradición japonesa, también está el judo. En Francia, como en el resto del mundo, esta disciplina no necesita presentación. Es un deporte de combate apreciado sobre todo por su capacidad de disciplinar a los practicantes.  

El judo obedece a códigos estrictos: respeto al adversario, valor y justicia, sinceridad y honor, pero también autocontrol. Además de enseñar las técnicas de combate, en las clases de judo se enseñan estos fundamentos a los luchadores.  

  ¿Cómo se juega en el Casino Mummys Gold?

Boxeo: para canalizarte a ti mismo 

¿Quieres canalizar tu fuerza, o hacer que tus hijos lo hagan? Ve a por el boxeo. En la actualidad existen diversas variantes, como se ha mencionado anteriormente: tailandesa, francesa, inglesa, etc. Tú decides lo que crees que es mejor para ti.  

En realidad, las técnicas de boxeo siguen siendo las mismas. Se trata de utilizar los puños y los pies para asestar algunos golpes bastante violentos para noquear a tu oponente. Bastante morado y bastante potente, es el mejor deporte para ejercitarse, pero también para quitarse la presión. Tenga en cuenta que también hay clases para niños.  

Karate: para el autocontrol 

El kárate es también un deporte de combate japonés. El principio es diferente al del boxeo. Por supuesto, utilizarás la fuerza, los pies y las manos para luchar, pero el objetivo no es herir a la otra persona ni noquearla.  

Es un deporte para el autocontrol. Porque para no lesionarse ni herir al adversario, no sólo hay que saber bloquear, sino también elegir los golpes. Se recomienda especialmente para los niños pequeños con el fin de enseñarles no sólo los diferentes estilos de karate, sino también para hacer frente a las turbulencias y a los posibles arrebatos de comportamiento.  

Kung fu: por la tendencia  

Por último, entre los mejores deportes de combate, está el Kung Fu. Es simplemente la versión china del boxeo. También es una de las más antiguas en este campo. Es una disciplina que también está muy presente en las películas de acción. Pero en Francia, unos pocos establecimientos ofrecen formación en este ámbito.  

  Las 12 mejores ideas de juegos de agua para divertirse

El Kung Fu no se practica en cualquier gimnasio. Opta por un Dojo. Elige al maestro adecuado para que te enseñe lo básico, pero también todas las técnicas. Te llevará unos cuantos años perfeccionar tus habilidades. Pero, afortunadamente, las ventajas del kung fu son numerosas, además de su poder. Es un deporte que se practica sin zapatos. Esto ayuda a estimular el cuerpo.  

Comparta este artículo:
Anteriormente

¿Cómo afrontar una situación de crisis en la pareja?

Cómo abrir una cerradura con una llave dentro

Siguiente