Beneficios y riesgos de los complementos alimenticios

Los complementos alimenticios tienen tanto beneficios como riesgos. El complementos alimenticios son productos diseñados para aumentar la ingesta diaria de nutrientes, incluidas las vitaminas y los minerales. Muchas son seguras y ofrecen importantes beneficios para la salud, pero algunas presentan riesgos para la salud.

Los complementos alimenticios pueden añadir a su dieta los nutrientes que le faltan o aumentar los que obtiene de los alimentos enteros. Puede tomarlos por diversas razones, por ejemplo, para alcanzar un objetivo de salud o de forma física, para hacer frente a una aversión a un alimento rico en nutrientes o simplemente para asegurarse de que está recibiendo una nutrición general adecuada. Los complementos alimenticios pueden incluir productos que añaden proteínas, vitaminas y minerales o calorías a la dieta, y todos estos productos tienen ventajas e inconvenientes.

Suplementos proteicos

La proteína es un macronutriente que debe consumirse a diario para favorecer el crecimiento, el mantenimiento de los tejidos y la salud inmunitaria. Los suplementos de proteínas, disponibles en forma de polvo, batido o barrita, añaden proteínas de alta calidad a su dieta y pueden aumentar su ingesta de proteínas en los días en que no ingiere suficientes proteínas de alimentos integrales. También pueden proporcionar beneficios específicos para promover la aptitud física. Por ejemplo, los suplementos a base de suero de leche son ricos en aminoácidos de cadena ramificada, que pueden acelerar la recuperación muscular tras un entrenamiento intenso. Por otro lado, los suplementos de proteínas pueden añadir un gasto innecesario a su presupuesto, ya que los alimentos integrales pueden proporcionarle todas las proteínas que necesita. Además, si el consumo de proteínas excede la capacidad de tu cuerpo, no es perjudicial si estás sano. Si añade calorías adicionales a su dieta, corre el riesgo de ganar peso no deseado.

  ¿Por qué comprar un tensiómetro?

Suplementos vitamínicos y minerales

Las vitaminas y los minerales contribuyen a una gran variedad de funciones del organismo, y las cantidades que se necesitan varían en función de la edad y la salud. Los suplementos pueden ayudar a mantener una salud óptima si su consumo de alimentos es baja, ya sea porque está siguiendo una dieta reducida en calorías o porque no le gusta comer ciertos alimentos que contienen un nutriente específico. Sin embargo, el consumo excesivo de ciertas vitaminas o minerales puede afectar a su bienestar. Las vitaminas liposolubles pueden acumularse en el tejido adiposo si se toma regularmente más de lo necesario; por ejemplo, un exceso de vitamina A a lo largo del tiempo puede provocar defectos hepáticos y de nacimiento. El consumo excesivo de minerales también puede provocar toxicidad. Un exceso de hierro, magnesio, selenio o zinc puede causar problemas digestivos, un exceso de calcio puede provocar piedras en el riñón y un consumo elevado de manganeso puede provocar neurotoxicidad.

Suplementos calóricos

Los suplementos de alto contenido calórico son beneficiosos para algunas condiciones de salud. El cáncer, por ejemplo, puede provocar deficiencias nutricionales debido a los cambios en la forma en que el organismo metaboliza los alimentos y a una posible pérdida de apetito. El SIDA y la anorexia también pueden provocar un desgaste corporal. Los suplementos que proporcionan una combinación de proteínas, carbohidratos y grasas saludables pueden aportar tanto nutrientes como calorías para ayudar a combatir la pérdida de peso durante la recuperación. Los comedores quisquillosos, los niños de crecimiento rápido o los deportistas extremos también pueden beneficiarse de los suplementos ricos en calorías. Sin embargo, en ausencia de una de estas condiciones, el consumo de este tipo de suplemento puede simplemente añadir calorías extra a su dieta, lo que conduce a una acumulación de exceso de grasa corporal.

  ¿Cuáles son los criterios para elegir un seguro de enfermedad?

Salvo en circunstancias especiales, los alimentos integrales son la mejor opción para obtener los nutrientes que necesita a diario. Es poco probable que los suplementos ocasionales sean perjudiciales, pero incluso los mejores pueden carecer de la fibra, los fitoquímicos y otros nutrientes que protegen la salud, disponibles de forma natural en una dieta integral variada y equilibrada.

Comparta este artículo:
Anteriormente

¿Qué tipo de piscina tendría?

Las ventajas de tener un coche Tesla

Siguiente

Deja un comentario