Cómo repasar bien para sacar buenas notas

En función de la carga de trabajo y del interés por el tema, repasar para un examen puede parecer laborioso o incluso insuperable al principio.

Sin embargo, hay algunas técnicas sencillas que, combinadas con una buena organización, te ayudarán a retener más información, a estar más concentrado, a pasar menos tiempo repasando y a aumentar tus posibilidades de sacar buenas notas.

He aquí algunas que le invitamos a descubrir y poner en práctica:

1. Centrarse en pequeñas sesiones de trabajo

¿Sabías que su capacidad para retener información disminuye significativamente tras 25 o 30 minutos de concentración ? Por eso es mejor dividir las sesiones de repaso en varias sesiones de trabajo pequeñas, de no más de 30 minutos cada una. Entre sesión y sesión, tómate un descanso para hacer algo divertido que te distraiga del trabajo. Así te asegurarás de volver con la mente fresca para la siguiente sesión de trabajo.

2. Elija una zona de trabajo separada

Se trata de un regla esencial para una buena revisión No estudies en la cama ni delante de la televisión, elige un espacio tranquilo y apacible que se dedicará total y exclusivamente a esta actividad.

3. Aprender a tomar notas

Tomar notas facilita la memoria. Algunas personas tienen memoria visual y recuerdan mejor con colores, mientras que otras prefieren las conferencias escritas en la pantalla del ordenador. Así que la forma es tan importante como el contenido, siempre que mantenga su atención. Depende de usted encontrar el método que más le convenga.

  ¿Cómo elegir una empresa de transporte de mercancías?
El portátil estudia el concepto de campus de investigación
investigación con un ordenador para sus clases

4. Divida lo que necesita aprender en dos categorías: hechos y conceptos

Por un lado, hechos, que son nociones concretas e inmutablesy que lo que necesita saber al alcance de su mano. El objetivo es encontrar formas de mnemotecnia para que lo recuerdes perfectamente. Del otro, En cambio, los conceptos son ideas más amplias, que primero hay que comprenderEsta es la parte más importante del proyecto. Esta es la parte más importante. Si entiendes un concepto en su conjunto, no lo olvidarás. No pierdas el tiempo aprendiéndote los conceptos de memoria, pero asegúrate de entenderlos. En resumen: ¡revisa con inteligencia!

5. No dude en pedir ayuda

Muchos estudiantes no se atreven a hacer preguntas o a pedir ayuda cuando se encuentran con puntos que no acaban de entender. Habla con un profesor o con tus compañeros, si te sientes más cómodo, pero no te avergüences de pedir explicaciones, que al final pueden ser necesarias para obtener una buena nota en tu examen.

6. Cuéntale a otra persona lo que has aprendido

Esta es una técnica muy sencilla para evaluar lo que has aprendido: si eres ser capaz de explicar claramente a un amigo o compañero lo que ha revisado ¡sin duda tienes una base sólida!

7. Estudiar los exámenes de años anteriores

Si tiene la oportunidad, consiga copias de los exámenes de años anteriores en su centro escolar y familiarizarse con su estructura y formato. Tu profesor debería indicarte dónde encontrarlos, y normalmente tu biblioteca los guarda en sus archivos.
Práctica responder a las distintas preguntas dentro del plazo establecidoComprueba tus respuestas con los materiales del curso para asegurarte de que vas por buen camino.

  Cómo hacer frente a la pérdida de energía: ¿qué presupuesto de aislamiento de tejados?

8. Mantener la calma y evitar la agitación

Otro consejo útil: no hablar del examen con otros estudiantes justo antes de que empiece la prueba. Esto sólo le confundiría, desestabilizaría y puedes perder la confianza en ti mismo. También, evitar hablar de ello inmediatamente después de terminar el examen. No es constructivo ni útil seguir discutiendo esto con tus amigos. No hay necesidad de llenarse de dudas y estrés, sobre todo porque no hay nada más que pueda hacer. En lugar de eso, ¡relájate y sigue adelante!

9. Comience su revisión con una lectura exhaustiva del tema

Antes de empezar, tómese unos minutos para leer y comprender todas las preguntasA continuación, empieza a organizar las respuestas en tu cabeza. Averigua qué preguntas te llevarán más tiempo y cuáles valen más puntos. Puede responder a las preguntas en el orden que desee, pero si quiere ahorrar tiempo, empiece por los más seguros.

10. Revise su examen una vez corregido

Una vez pasado el estrés y el veredicto, tómese el tiempo necesario para corregir su texto. Aunque el capítulo está cerrado por este año, sigue siendo útil identificar sus defectos para corregirlosEs una buena manera de evitar cometer los mismos errores al año siguiente. Además, sin darte cuenta, volver atrás en un examen puede ayudarte en otro. Si tienes una mala nota, no tengas prisa por olvidarla y no dudes en ir a ver a tu profesor para comentárselo. Tu profesor es la persona más indicada para ayudarte a aprenda de sus errores.

Vídeo: 4 técnicas eficaces para retener las clases

¿Cuáles son tus consejos para estudiar y sacar buenas notas? Déjanos un comentario a continuación.

Comparta este artículo:
Anteriormente

Cómo elegir el peinado según la forma de tu cara (mujer)

Ser más inteligente: 10 estrategias para potenciar tu cerebro

Siguiente

Deja un comentario